Estereotipos y publicidad.

Dove, Belleza real

Estereotipo: 

Es una imagen, idea o representación mental simple y rígida que un grupo social tiene de otro colectivo o grupo; son opiniones generalizadas y no contrastadas. Se basan en ideas preconcebidas que distorsionan la realidad porque seleccionan o hacen énfasis en unos atributos en detrimento de otros; a partir de unos pocos rasgos, nos hacemos una idea de los individuos y establecemos unas expectativas de comportamiento.

Ejemplos de estereotipos: todos los hombres son machistas, los negros son unos salvajes, las feministas son feas, los hombres no tienen sensibilidad, los aragoneses son cabezotas, las niñas son memas, los chicos son burros…

La publicidad utiliza los estereotipos porque le son útiles y esto es así por un doble motivo:

  • Por el poco espacio o tiempo para narrar o emitir un anuncio, lo que le obliga a recurrir a imágenes convencionales que le sean cercanas a la audiencia y las pueda entender fácilmente.
  • Como estrategia informativa, los anuncios utilizan más los aspectos emocionales que racionales, lo que hace que por un lado nos impacten de una forma casi inconsciente y a su vez se eviten enfrentamientos entre el mensaje publicitario y la audiencia.

AXE, El último Axe